Destrucción dictatorial de oponentes políticos y una economía a la deriva.

El Perú está bajo ataque, una dictadura amparada en una democracia que día a día se ha extraviado, en una pugna de poderes que terminaran por arrojar al Perú al atraso, producto de 15 años sin abonar para poder sembrar, mil un veces repetiré no es posible cosechar allí donde no se sembró.

Los ajustes y proyecciones realizadas por el MEF, BCR quedaran fuera de partidor, la economía se va parando lentamente, es imposible alzar vuelo, la carga es mayor. Aún cuando se diera licencia a Tía María, la cosecha por citar un ejemplo llegará tardía.

Los poderes del Estado han sido tomados por fiscales endiosados, por una prensa, rastrera, farandulera, acompañada de una ONG venenosa IDL, una que ostenta gran poder, una que en su  intento de hacer justicia, amedrentaría jueces y fiscales.

Nadie es contrario a la lucha contra la corrupción, lucha que es usada para lapidar al adversario político, lo que viene aconteciendo con Keiko Fujimori, linda con el abuso del poder por el poder. El objetivo es destruir, con la clara evidencia de favorecer a Odebrecht y G&M etc.

La casación de Keiko Fujimori sufre una demora más; no existe prueba alguna que de mérito a dicha carcelería. La prensa, Grupo El Comercio, Canal N, RPP, La Republica se han encargado de destruir sin pruebas, todo a base de comunicadores que son fieles sirvientes, con un libreto que da vergüenza ajena. Se hace un periodismo basado en suposiciones, el bombardeo de miles de titulares, miles de horas en TV, dirigidas a vender los casos de aportes de campaña como la justicia divina, mientras Odebrecht hace lo que le viene en gana.

Una agenda de justicia que ha servido como un verdadero distractivo, nuestros fiscales no investigan nada, los medios probatorios vienen del extranjero, en esta oportunidad desde el Ecuador, donde se filtró información sobre los sobornos en el Gasoducto del Sur, los dioses de barro José Domingo Pérez, Rafel Vela, nunca fueron capaces de preguntarle a Barata, ¿Odebercht pagó sobornos en el Gasoducto y resto de obras?

Lo cierto es que los fiscales preguntan lo que Odebrecht quiere responder, la omisión es mentira por parte del delincuente, lo alarmante es tener fiscales que solo preguntan lo que la organización criminal desea, lo cual convierte a Batman y Robin, en el Guasón y el Acertijo. La prensa ha sucumbido sumisa a intereses nada santos, lo que suscribo no me hace fujimorista, no soy defensor de Fuerza Popular, donde exista la carga de la prueba plena, que se ejerza la mano de la justicia con todo rigor.

Odebrecht la más grande organización criminal, una que terminó de prostituir una sociedad en decadencia y altamente disfuncional. Apoyo sería a todas luces la encuestadora del gobierno, manipularía preguntas y resultados.

Una complicidad alarmante, los medios de prensa otrora defensores de la patria, hoy juegan genuflexos ante el poder turno; el poder tras el poder, uno que tiene secuestrado a Vizcarra por tener rabo de paja.

Vizcarra se ha vuelto adicto a una popularidad, efímera de corte plebiscitario, ha sembrado la mayor de las bombas, la no reelección. La economía que va camino al fondo del mar, no existirá mago, brujo financiero que coseche sin sembrar, frase que martillo con insistencia.

Un andamiaje cuya estocada ha sido clavada, falta el verduguillo orientado a eliminar a los partidos tradicionales, con una clase empresarial anclada, en un capitalismo a todas luces mercantilista. Estado, empresarios y sociedad conjugan en una encrucijada, una ecuación cuyos resultados del 2021 hacia delante serán de correr.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s